Menu

La versión oficial de Yamaha al caso Quartararo

  • Fuente: as.com
  • Fecha: 02-05-2022

"Tenemos la esperanza de que Fabio decida quedarse con Yamaha en 2023-24", dice Lin Jarvis, y añade: "Esperamos poder llegar a un acuerdo antes de finales de junio".

Empieza a circular por el paddock el rumor de que Fabio Quartararo y Yamaha han llegado ya a un acuerdo de renovación para las dos próximas temporadas. Se habla incluso de cifras, pero mejor no darlas porque es sólo rumorología. Lo que sí es cierto es que el tema económico les tenía distanciados, pero tampoco es que haya mucho dinero en la caja de las otras fábricas para invertir en fichajes de pilotos. Y otro punto discordante en sus negociaciones es la clara desventaja en el apartado de velocidad punta que tiene el francés con su M1 frente a la competencia. Sobre todo ello ha dado su versión Yamaha, que espera que la negociación prospere antes de finales de junio, pero no da por cerrada aún la renovación."Estamos en contacto cercano con Fabio y su representante, discutiendo planes futuros. Hemos explicado nuestros futuros planes de desarrollo para mejorar la competitividad de nuestra moto, manteniendo los muchos aspectos positivos que tiene, al tiempo que mejoramos en el apartado de velocidad máxima. Nuestras conversaciones van bien y somos optimistas. Tenemos la esperanza de que Fabio decida quedarse con Yamaha en 2023 y 2024", asegura Lin Jarvis, máximo responsable del quipo oficial Yamaha, el Monster Energy Yamaha MotoGP. Y añade: "Los contactos continuarán en las próximas semanas y esperamos poder llegar a un acuerdo antes de finales de junio".Para Yamaha sería un drama perder al vigente campeón del mundo, porque Morbidelli, Dovizioso y Darryn Binder están muy lejos de su nivel en estos momentos. Y para el promotor del campeonato, Dorna, también es bueno que haya acuerdo de renovación entre Quartararo y Yamaha, porque le conviene tener un caballo ganador en cada fábrica... El que puede llegar a Yamaha a partir del año próximo es Raúl Fernández, algo que ya quería haber hecho este año para su debut en MotoGP, en lugar de hacerlo con KTM.