Menu

El anti Márquez del futuro se llama Acosta y vuelve a ganar

  • Fuente: as.com
  • Fecha: 18-04-2021

El líder remonta desde la octava plaza hacia su segunda victoria consecutiva con sólo 16 años y pasadón de última vuelta a Foggia.

El anti Marc Márquez del futuro se llama Pedro Acosta y ha vuelto a ganar. En sólo tres carreras mundialistas ha sido capaz de estrenarse en el Mundial con un segundo puesto y dos victorias de manera consecutiva. En Portimao lo ha hecho remontando desde la octava plaza de la parrilla, rodando en todo momento en posiciones de podio en un numeroso grupo de cabeza y con pasadón de última vuelta a Foggia, al que ha batido en la meta por un suspiro de 51 milésimas.El Tiburón de Mazarrón es un killer de los que no perdona que se tira a por quien sea en cuanto huele la sangre. Y además tiene estrella, porque otro bien pudiera haber acabado en el suelo al exprimir tanto a su KTM como él lo hace. Tuvo un susto grande en el final de recta a cuatro vueltas del final, pero no se puso nervioso al caer de la segunda a la tercera plaza. Rápido se ponía otra vez segundo, para no perder de vista en su punto de mira a Foggia, al que cazó en la curva 13 de la última vuelta, un delicado viraje de izquierdas, y recortando mucho en la frenada. Antes ya había dejado para el recuerdo una derrapada con ambas ruedas de derechas, pero fue en ese adelantamiento donde se vio su máxima esencia. Hace honores como nadie a su gran ídolo, Kevin Schwantz, porque es un frenador de tronío y se desempeña a las mil maravillas en el cuerpo a cuerpo pese a su corta edad. Ah, y menuda manera de aguantar la moto saliendo de la última curva, sin importarle que le rebotara de la parte delantera y con Foggia acechándole. Hasta dejó goma negra con el neumático delantero en ese punto. Hace lo que quiere con la moto...El podio lo completó Migno, que le arruinó sus opciones a García con un toque al final y el pupilo de Aspar se tuvo que conformar con la novena plaza, superado también por Sasaki, Rodrigo, Antonelli y Fenati. Lo de Rodrigo, por cierto, empieza a chirriar, porque siempre está ...
Leer la noticia completa >aquí<